Shevernatze. Una epopeya marcha atrás. (2007)


Shevernatze. Una epopeya marcha atrás, es una comedia española dirigida por Pablo Palazón.



Hace un par de semanas me enteré por una página web que la gente que hizo esta película, al parecer por 250.000 euros solamente, iba a colgarla y dejar que se viese gratis. Pensé: Qué bien, peli gratis. Y me dispuse a verla.

Menos mal que la vi por la jeró, osease gratis, porque si no.

Comienza mostrándonos los premios que ha obtenido, cinco o seis. Y que han colaborado muchas pequeñas productoras para hacerla, cuenta hasta con el apoyo de la televisión gallega. Yo pensé: anda, otra de esas pelis españolas que no se estrenan pero merece la pena. Entonces vemos a un tío con obesidad mórbida echando lo que parece gasolina a su alrededor y escuchando voces de fondo haciéndonos entender que se empezaba a rodar. Me quedé sorprendido, que mala fotografía tiene... Ah, igual es que quieren hacer una gracia enseñándonos esto como que está rodado con cámara de vídeo.



Aparecen los títulos de crédito que están bastante bien, la verdad, y tienen de fondo la canción The tripper de Sexy Sadie, que a mí me gusta. Por lo que pienso que pienso, si tiene una canción así debe estar bien. Pero me equivoco, ni mejora la fotografía ni la película está bien.

Nos presenta al protagonista, llamado Jonás (Jesús Noguero) que es profesor de autoescuela y que está acompañando a una alumna en su examen (supongo que examen porque detrás va una señora que parece la examinadora), la secuencia recurre al tópico de alumno/a que conduce sin mirar, fumando, hablando por el móvil, etc. Pero tan mal rodada que no produce la más mínima gracia.



Entonces aparece una pareja, el montaje es de pena, la transición no se nota y no sabes si ha cambiado la peli, él la dice que quiere que vaya vestida de una manera y ella dice que no. Volvemos al coche con Jonás y las dos mujeres que para frente la pareja. Jonás se esconde para ver de qué hablan, al irse el hombre la mujer entra en la autoescuela y el prota la sigue. 

Nos enteramos que la chica se llama María (Melanie Olivares) y que habían sido pareja. Jesús es un hombre que vive de sueños y quiere salir en el guinnes a como de lugar y su última baza es un récord aéreo por lo que dan a entender, pero hay truco.



Tiene que ir a Portugal, creo, para pasar la prueba pero su jefe, Txema Velasco (el mejor Quijote que he visto) no le deja ya que ha tenido un problema con otro profesor y no puede prescindir de Jonás.

Entonces a nuestro prota se le ocurre una idea, ir marcha atrás desde Madrid hasta Ávila y así de paso llamar la atención de su ex.



Mientras, nos enteramos que María es la querida de un hombre casado que quiere hacer un intercambio de parejas (calma, no hay tetillas en la peli), y conocemos a un personaje que es una mala imitación de Borat. El intercambio se hace en una rulot que circula por la carretera.



Jonás encuentra un coche tirado y poco más allá a Juan Ángel (Saturnino García), su propietario. Le lleva y comienzan a entablar amistad y a filosofar.

Vuelve a salir el gordo y nos imaginamos que es un chiflado porque trae a una mujer muerta a la que da patatas fritas y luego la entierra.

De vuelta en el coche Juan Ángel le cuenta a Jonás que perdió a su mujer e hijas en una redada y Jonás le dice lo que significa Shevernatze, no llegué a entender muy bien pero vienen a ser las coincidencias... el destino, por así decirlo. Lo sacó de la contestación que dan en una psicofonía a la pregunta «¿Qué espera Dios de nosotros?»

En un momento de la charla está a punto de atropellar al gordo que aparece de repente. Poco después Juan Ángel le cuenta, y le muestra, que está envuelto en granadas y dinamita porque va a volar una sucursal de un banco. Jonás, obviamente, se acojona.

Pasamos a la rulot en la que María habla con Borat, de repente se para y aparece el gordo, otra escena muy mal montada porque no nos aclaramos de lo que pasa.

Acelero, que para lo mala que es estoy hablando tanto como con otras. El caso es que, como habréis adivinado, Jonás encuentra a María y la lleva en el coche. Se encuentra también con el calvo y con Borat. A poco de llegar a Ávila se encuentran con un rodaje que está siendo vigilado por una pareja de la Guardia Civil que se droga con botes de pintura y cosas del estilo, supongo que pensaban que haría gracia la secuencia pero yo no se la encontré. 

Acaba con la pareja entrando en Ávila marcha atrás y paseando por la bellísima ciudad.



Igual que en Los vengadores hay escena en los créditos finales. Aparece el director, supongo, pidiéndonos que si nos ha gustado lo contemos para que la gente vaya a verla. No debió gustar a muchos y yo, tonto de mí, aunque no me ha gustado hablo de ella.

La peli es muy mala, un truño, al menos para mí, no sé cómo ha ganado tantos premios. Y la verdad es que el motivo central, lo de ir marcha atrás, es una buena idea, pero debería desarrollarse mejor.

Cosas buenas: Que no llega a los 80 minutos y que los actores lo hacen bien, los protagonistas porque los demás son malones.

La banda sonora de César Benito es correcta, buena para la peli. No hay muestras de este largometraje pero os dejo una bellísima pieza compuesta por él para la película «Vivir para siempre».




NOTA 2,179864 DE 10

Es de admirar que Pablo Palazón y demás se hayan buscado los cuartos para poder realizarla, pero eso no quita que no me parezca buena. Y la parte de coproductor, porque creo que tiene ayuda de alguna televisión pública que pagamos entre todos, me fastidia bastante. Espero de corazón que el director tenga suerte y pueda rodar algo con más presupuesto, que no salga de nuestros bolsillos, y le salga redonda.


Comentarios