REC 3 Génesis (2012)


REC 3 Génesis es una película de miedo española dirigida por Paco Plaza.


Cuando salió la primera parte no pasé de los diez minutos, me ponen malo las películas que hacen como que están grabadas con vídeo cámara porque no me creo que nadie en esas situaciones tenga ganas de ponerse a grabar, soltaría la cámara y se echaría a correr como mucho. Tuve que tragarme Monstruoso porque la quería ver un amigo en pantalla grande, decía que iba a ser la ostia, y al salir me dije que una y no más Santo Tomás.

El caso es que he visto esta sin haber visto las otras dos, y no me arrepiento.

Comienza la película con la típica grabación de una boda, la de Clara (Leticia Dolera) y Koldo (Diego Martín). Realmente bien hecha, no parece que actúen. Cualquiera pensaría que era una boda real. Conocemos a algún familiar, uno de ellos Victor (Emilio Mencheta) es un veterinario al que ha mordido un perro que creía muerto, perro al que mordió la niña Medeiros en una parte anterior. Durante la misa Koldo canta esta canción a Clara.


Comienza el banquete y todo el mundo se lo pasa bien. Bailan, cantan. Y entonces, chas... el tío Víctor cae desde lo alto y al ir a ver si está bien muerde a su mujer. Aparecen entonces otros infectados, supongo que ya los habría mordido antes, y se arma la de Dios es Cristo.

Aquí de repente se me cambió el chip, hasta este momento había olvidado que era una película y la veía como si fuese un vídeo de boda, pero al comenzar los infectados a matar me vino a la cabeza mi queja, nadie se pondría a grabar en una situación así. Y parece que el director me leyó la mente, la película deja de ser la típica grabada a mano para ser una película película. Koldo se esconde con un grupo en la cocina y son asediados por los infectados.


Consiguen salir del edificio pero fuera está peor. En la huida llegan a una pequeña iglesia en la que está escondido otro grupo. Abre la puerta la abuela Amelia (Carmen Contreras), seguro que su voz os sonará porque es una famosa actriz de doblaje.



El novio presiente que su esposa aún está viva y así es, se había refugiado con el cura (Xavier Ruano) en la sala de seguridad y manda un mensaje a su marido por los altavoces.

Koldo decide salir de la iglesia para salvar a Clara. Clara decide salir de la sala para salvar a Koldo. El destino hace que no se encuentren en un buen rato. Sin embargo Clara encuentra a una pareja que se había escondido para darse el lote y no se había enterado de nada de lo que había pasado. Al salir y encontrarse con los infectados se llevan un buen palo. El cura les cuenta que por lo que ha podido ver no son infectados, son poseídos que siguen las órdenes de un ser superior. El reflejo en el espejo de los poseídos no son sus cuerpos humanos sino el cuerpo de la conocida como niña Medeiros.


Koldo vuelve a la cocina y allí se encuentra con su tío, el que comenzó todo. Hace con él lo que no quería hacer pero tenía que hacer.


Al final Koldo y Clara se encuentran pero en mal momento ya que los poseídos les rodean. Entonces, a través de los altavoces, escuchamos al cura recitar el Génesis. Los poseídos se quedan paralizados. El matrimonio se decide huir, pero ven que todo el recinto ha sido rodeado con un plástico y fuera hay fuerzas especiales.


Es una película muy buena, mejor de lo que me esperaba, ha hecho que me replantee el ver las dos primeras. Pero no sé si lo haré por mi aversión a las películas rodadas como si fueran hechas con cámara de vídeo.

Que no sean zombis, ni infectados sino poseídos me ha traído a la mente la película Demons.

Poco hay en la película que no me guste. Es emocionante, tiene sustos, un poco de humor. Además es cortita, es una cosa buena para que no resulte repetitiva.

Los actores lo hacen muy bien todos. En serio, todos. Las escenas de la boda me han gustado mucho por lo natural que es la gente.

Los efectos están muy bien.

La banda sonora cuenta con canciones típicas de boda, desde Tino Casal a Platero y tú (faltó Paquito el chocolatero) y tiene un tema compuesto en especial para la película por Iván Ferreiro: Canción de amor y muerte. La partitura de Mikel Salas es la leche. La música de la escena final es realmente preciosa y hace que gane muchos enteros. Desgraciadamente no está en youtube, así que os dejo un tema que parece una especie de resumen musical de la película.




NOTA 8,7845674 DE 10

Como productor forzoso estoy muy, muy contento con esta película. Alquiladla.

A algunos intransigentes no les ha gustado que en la película el cura rece y los poseídos se paralicen, lo ven muy catolicón. Y otros no lo han entendido porque piensan que son zombies y no poseídos.


Comentarios