John muere al final (2012)



John muere al final es una película estadounidense de género fantástico dirigida por Don Coscarelli.




Actualización: Al parecer sí que se va a estrenar en España antes de que acabe este año, 2014. Así que iré a verla al cine.



Este es el cartel que me curré cuando ni me imaginaba que se fuese a estrenar, aunque el cartel con el que va a salir aquí en España es guapo también,

Hace unos cuantos años un jovencito escritor y bloguero, llamado Jason Pargin pero que escribía con el pseudónimo de David Wong, comenzó a publicar una novela de forma gratuita en su blog. Gracias al boca a boca de familiares y amigos tuvo tanto éxito que se la compró una editorial. La editorial la publicó en Amazon y los de Amazon mandaron publicidad a mucha gente, entre ellos a Don Coscarelli que lo leyó y dijo: Esto puede ser una buena película, además tiene el mejor título de la historia del cine. La novela tiene una continuación titulada «Este libro está lleno de arañas. En serio, tío, no lo toques.»

Yo hice algo parecido, pero mis familiares y amigos no me dieron mucha publicidad y no me salió bien. 


Comienza la historia con David Wong (Chase Williamson), sí como el pseudónimo del escritor, cortándole la cabeza a un cadáver en la nieve y contándonos una historia sobre el hacha, el cadáver, unos monstruos y la vuelta a la vida del muerto. Después conocemos a John (Rob Mayes), que es un amigo suyo con el que se dedica a atrapar monstruos y fantasmas, que le llama para ver si puede ayudarle en un caso. El caso se complica, pero se resuelve vía telefónica gracias al doctor Malconi (Clancy Brown). 




Pero cuando pensaba que, más o menos, sabía por dónde iba a tirar la historia me encuentro con que no, porque aparece David en un restaurante chino con un periodista llamado Arnie (Paul Giamatti), al que le va a contar una historia, la historia de cómo comenzó todo.




Le cuenta como tras un concierto conoció a una chica llamada Amy (Fabbiane Therese) y a su perro llamado Ladrido Lee, como conoció a un jamaicano bastante raro al que había mordido el perro y como a medianoche recibió una llamada de John para que fuese a su casa. Al llegar se le encuentra todo drogado, decide llevarlo a urgencias y encuentra una jeringuilla con un misterioso líquido negro, llamado «salsa de soja». Accidentalmente se clava la jeringa y todo cambia en él. Percibe cosas, oye voces, ve egregores e incluso oye a su amigo muerto. Hay una escena simpática con un perrito caliente.




Aparece en escena un detective de la policía (Glynn Turman), que ha sido testigo de los resultados de una matanza en casa del jamaicano y de como unos misteriosos nanoseres blancos se apoderaban de alguien que salió de la escena del crimen. 




La misteriosa droga negra procede de un mundo paralelo al nuestro. Nuestros protagonistas deberán viajar a ese mundo y acabar con Korrok, el maligno ser que domina ese mundo. La vida de Dave se convertirá en algo increíble, pero que se lo toma con una normalidad pasmosa... y hasta aquí puedo leer.




Quizá el par de minutines que hay durante los créditos finales sean lo más flojo de la película, que en general es una paranoia, hay que estar muy atento a todo. Es distinta, a ver si la traen a España pronto. No es de sustos. El principio es un tanto lioso.


Los actores no lo hacen mal.


Los efectos especiales son curiosillos.


No puedo hablar de doblaje porque me ha tocado verla en versión original. 


Brian Tyler ha compuesto una buena, a veces rara, banda sonora, pero que le va como la seda a la película. 




 NOTA 7,4213239 DE 10

Si os gustan las películas entretenidas, aunque algo rarillas, no dudéis en verla.




Comentarios