Alexander y el día terrible, horrible, ESPANTOSO, HORROROSO (2014)



Alexander y el día terrible, horrible, ESPANTOSO, HORROROSO es una comedia familiar useña dirigida por Miguel Arteta basada en el libro homónimo escrito por Judith Viorst, no publicado en España.




El libro se escribió en los ochenta y ya existen varias versiones de esta historia en forma de corto. 

Ah, y por si alguno está echando pestes por el título y diciendo que vaya títulos se ponen aquí que sepa que es una traducción muy parecida al original, cosa de agradecer teniendo en cuenta que Disney lleva una temporada grande despreciando el español en España. Sobre lo que pienso de los títulos, leed esto.

La película nos presenta a Alexander Cooper (Ed Oxenbould), un chaval a punto de cumplir los doce años al que le encanta Australia y todo le sale mal, según él. 


Conocemos a su optimista padre Ben (Steve Carrell), en el paro, a su optimista madre Kelly (Jennifer Garner), a sus adolescentes hermanos Anthony (Dylan Minnette) y Emily (Kerris Dorsey) y al bebé de la casa. El día del cumpleaños se presenta mal para nuestro protagonista, así que a medianoche se levanta para prepararse una minitarta y fastidiar a su familia deseándoles un día pésimo... ¡Qué cabroncete!


Y, como habréis supuesto, a su familia les saldrán mal las cosas, aunque no de un modo exagerado, y lo más curioso es que no se alteran. En cualquier otra película los personajes reaccionarían de otra manera, aquí permanecen unidos y dándose ánimos. 


Y, como habréis vuelto a suponer, acabará el día  del cumpleaños de Alexander fantásticamente bien para todos.

No es que sea una mala película, es que es una película para ver en casa tranquilo, es de las típicas que echan en Antena3 los fines de semana.

Rob Lieber, el guionista, no se ha esmerado mucho. 

Ha habido unas cosillas que me han sorprendido, es que es una peli Disney, por ejemplo la escena en la que la madre entra al baño y ve a su hijo desnudo y la posterior secuencia en la que ella repite varias veces la palabra pene. Otra secuencia en la que intervienen unos boys, tranquilos no se ve nada, y otra en la que la hija coge un pedal que te cagas. Cosas que serían normales en una productora de otro tipo, pero en Disney... No sé, me sorprendió.

Los actores lo hacen bien.

El doblaje es bueno con un pero. Hay un par de momentos en los que los protagonistas hablan de «esta noche» estando a plena luz del día.

De la música se encarga Christophe Beck, cumple con su cometido. 


NOTA 5,29189212 DE 10

Cuando tengáis ganas de ir al cine y no sepáis qué ver no hagáis el pito pito gorgorito como hice yo, volved a casa y leed un libro (cualquiera de estos vale).



Comentarios