Ninja assassin (2009)


Ninja Assassin es una coproducción germano-useña de acción dirigida por James McTeigue.


En el año 2008 los hermanos Wachowski, Andy y Larry (Ahora son Lilly y Lana pero cuando se hizo esta película eran Andy y Larry) se juntaron con Joel Silver nuevamente, habían producido hacía poco V de vendetta, para hacer Speed Racer. Uno de los protagonistas de la misma ,Rain, les sorprendió tanto que decidieron hacer una película para él como protagonista.  Aunque el chaval es oriental no tenía ni idea de artes marciales, era un cantante muy conocido en Corea del Sur, así que tuvo que entrenar como un loco para ponerse al día.

Cuando salió el anuncio de esta película muchos comenzaron a babear y a decir que sería una película de la ostia, con perdón. Nuevamente se reunían Silver y los Wachowski y el anuncio prometía, además hacía mucho que no se veían películas de ninjas. 

Comienza mostrándonos a un grupo mafioso en el que el jefe, el típico jovencillo chulito se está haciendo un tatuaje de manos de un anciano. Llega uno de los secuaces y le entrega un sobre, en su interior arena negra. El anciano se asusta y les empieza a contar una historia que por un momento les asusta pero al acabarla diciendo que todo lo hizo un ninja se echan a reir. ¡Pobrecillos!


Las luces se apagan y uno a uno van cayendo, el ninja no deja vivo ni al anciano. 

Caray, qué bien empieza -me dije-. Esta es de las que no queda vivo ni el apuntador.

Pasamos a otro lugar: Alemania. Donde según nuestros guionistas se encuentra la sede de la Europol... Esto me ha hecho pensar que los guionistas, amén de los productores, eran un poco ignorantes y no supieron ni quisieron informarse un poco ya que presentan a la Europol como si fuese el FBI. Yo no sé como será la Europol, pero me da a mí que no tienen grupos de asaltos, ni tanquetas ni helicópteros chulísimos. Creo que esta película estaba pensada para hacer que transcurriese en EE.UU. pero que igual pensaron que estaba muy visto, que mejor trasladar la acción de territorio useño a Europa y solo cambiaron FBI, o CIA, por Europol.

A ver, por dónde ibaaaa... Ah, sí. Estamos en la sede de la Europol en Alemania. Nika (Naomie Harris), una joven agente, pide a Maslow (Ben Miles), su superior, que le permita explicarle una cosa. La chica saca un montón de papeles y le cuenta una historia sobre clanes ninja. Él pasa de ella.

Pasamos a la misma ciudad alemana y vemos a un jovencito llamado Raizo (Rain), entra en su apartamento después de hablar con su amable (sin sarcasmo) casera y comienza a recordar como fue llevado a un clan ninja después de haber sido secuestrado siendo pequeño y como le van enseñando a no tener piedad y a ser más fuerte. El jefe del clan se llama Ozunu (Sho Kosugi) y les dice que son una familia y que él es su padre.


La historia de Raizo pega un vuelco brutal cuando su amiga, y amor (Linh Dan Pham), es asesinada tras intentar escapar. Sigue entrenando y se convierte en el número uno pero lleva dentro de sí, mucho odio y rencor hacia su «padre».



A la vez que vemos retazos de la historia de Raizo vemos como Nika continúa con su investigación. Se pone en contacto con la viuda de un investigador ruso asesinado por los ninjas, habla con su superior que pasa de no creerla a saber incluso más que ella del asunto. 

Un día Raizo recibe un sobre en cuyo interior se encuentra la foto de Nika. Esa misma noche la chica recibe en su casa la visita de un ninja y zaas, aparece Raizo y la salva. Ella le preguntá por qué lo ha hecho y él recuerda la primera misión que le encomendaron y cómo una vez concluida le mandan que mate a otra chica que quiso escapar del clan, a las chicas eso de ser ninja no les mola nada, pero él en lugar de matarla ataca a Ozunu y pelea contra... qué sé yo... cincuenta ninjas. Acaba como el Ecce Homo, pero se salva ya que cae al río y le dan por muerto.



Nika convence al ninja para que se reúnan con Maslow, pero él les traiciona y aparece con un grupazo de élite de la Europol ¿?. El chaval es encadenado en un piso franco que utilizaba la Stasi y ahora usa la Europol. Pero es encontrado por los ninjas y se produce una gran matanza. Raizo escapa de... qué sé yo... cien ninjas, que le dan más palos que a una estera. Salen del edificio y continúan luchando entre coches hasta que aparece la chica y salva al protagonista al que por el aspecto le faltan dos telediarios.



Se esconden en un hotel, la chica avisa a su jefe para que les ayude (pensaréis: esta es tonta. Sí lo es) pero cuando el jefe ha llegado con el grupo de élite de la Europol los ninjas ya se han llevado a Raizo.

Vemos como el héroe es transportado en una caja hasta el lugar dónde se crió y como su «padre» quiere cargárselo, pero en ese momento suenan unos pitiditos y chaaas.... Aparece el grupo de élite de la Europol con un helicóptero, coches todoterreno, etc y comienza una masacre de ninjas. Aunque la Europol pelea con bazukas, metralletas y los ninjas solo con su espada son muchas más las bajas que causan los ninjas que los europolicias.



Raizo lucha contra su maestro y... ya supondréis como acaba.

La película no pasa de ser un mero entretenimiento. Muchas escenas de luchas muy bien hechas, mucha acción, pero poco más. El final me parece de lo más estúpido, en serio, el momento de la entrada en el templo por parte de la Europol es realmente ridículo y esos diez o doce minutos finales fastidian por completo la película.

Hay mucha sangre y bastante casquería, todo hecho por ordenador así que da mucho el cante, por lo que si sois sensibles andad con cuidado.

El doblaje es bastante bueno.

La canción que sale durante los créditos finales es la leche y es esta. La banda sonora es la correcta para una película de este tipo. Ilan Eshkeri no ha hecho mal trabajo, pero no me ha llamado mucho la atención.




NOTA 6,29181876 DE 10

Si no sabéis qué ver alguna tarde de este otoño invierno no es mala opción, eso sí, si os gusta un poco de casquería.


Comentarios